¿Qué tipo de organizacion de negocio es la mejor para tu empresa?

Sociedad limitada, único dueño, corporaciones, etc. ¿En qué consiste cada una y cuáles son sus diferencias?

Tanto si el negocio lo emprenderás tu solo o junto a otra persona, lo mejor es consultar a un abogado para determinar qué tipo de organización es la mejor para la empresa que vas a comenzar. Las opciones y beneficios de cada forma son las siguientes:

Empresa de propiedad única: El propietario es una única persona. Él o ella tienen responsabilidad ilimitada sobre las deudas de la empresa y las ganancias y pérdidas serán reportadas en su declaración personal de impuestos junto con todos los otros ingresos y gastos que reporta normalmente (Aunque serán en momentos distintos). A pesar de que la propiedad única evita el gasto de formar una sociedad o corporación, muchos comienzan sus negocios de esta manera porque las otras formas de organización no les son familiares.

Sociedad General: En una sociedad general, cada uno de los integrantes tendrá responsabilidad ilimitada por las deudas del negocio. Ingresos y egresos son declarados por separado a efectos fiscales pero cada socio reporta su parte de las ganancias o pérdidas de la empresa en su declaración de impuestos personales.

Sociedad Limitada: En una sociedad limitada, cada uno de quienes la conforman tiene responsabilidad ilimitada sobre las deudas de la sociedad pero la exposición limitada del socio ante las deudas de la sociedad está limitada a la contribución que cada uno ha hecho a la sociedad.

Corporación: Una corporación provee responsabilidad limitada a los inversores. Ninguno de los accionistas de la empresa tiene obligación sobre las deudas de la empresa y los acreedores solo pueden reclamar los activos para el pago. La corporación presenta su propia declaración de impuestos y paga impuestos a su ingreso. Si la empresa distribuye algunas de sus ganancias como dividendos, no deduce el dividendo en el cálculo de impuestos pero el accionista debe pagar impuestos sobre los dividendos aun si la corporación ha pagado impuestos sobre sus ganancias. Una corporación tiene algunos beneficios fiscales como la deducción de primas de seguros de salud.

Corporación S: Una corporación que decide ser “S” para propósitos de impuestos federales es tratada como una sociedad a efectos fiscales pero es tratado como una corporación regular para otros menesteres.

Responsabilidad limitada: Este tipo de organización provee a sus miembros de responsabilidad limitada pero puede ser tratada como una sociedad a efectos de impuestos federales. Las leyes estatales pueden diferir en cuanto si es tratada como una sociedad o una corporación. Puede ser dirigida por todos sus miembros o su dirección puede ser centralizada recayendo en uno o más miembros.

Es obvio que existen variaciones a estas reglas por lo que debes consultar a tu abogado y/o contador en cada caso específico para determinar qué tipo de organización es la que mejor se adapta a tus necesidades.

Una de las cosas que se deben considerar es que a pesar que una corporación ofrece responsabilidad limitada a sus accionistas, si la empresa no tiene suficientes activos, los acreedores pueden exigir garantías personales a los accionistas.

Últimos comentarios
  1. Alavaro

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Emprendedores Copyright © 2018