¿Qué es la elasticidad precio de la demanda?

La elasticidad precio de la demanda se refiere a la manera en que los precios cambian en relación a la demanda, o la forma en que la demanda cambia en relación al precio. La elasticidad precio también puede referirse a la cantidad de dinero que cada consumidor individual está dispuesto a pagar por algo.

Las personas con menores ingresos tienden a tener una menor elasticidad precio porque tienen menos dinero para gastar. Una persona con ingresos más altos tiene una mayor elasticidad precio, porque se pueden permitir gastar más dinero. En ambos casos, la habilidad de pagar es negociada por el valor intrínseco de lo que se está vendiendo. Si lo que se vende tiene alta demanda, incluso un consumidor con baja elasticidad precio está dispuesto a pagar mayores precios.

La elasticidad implica estiramiento y flexibilidad. La flexibilidad del precio o la elasticidad precio de la demanda cambiara en base a cada ítem. La naturaleza cambiante del precio y de la demanda es afectada por una serie de factores.

En general, los bienes o servicios ofrecidos a menor precio llevan a una demanda de una mayor cantidad. Si puedes conseguir calcetines con descuento seguramente compraras varios pares o varios paquetes en vez de solo un par. Esto significa que a pesar de que el vendedor ofrezca los calcetines a un precio menor, generalmente terminara obteniendo más dinero, porque la demanda por el producto ha aumentado.

La elasticidad precio de la demanda evalúa como los cambios en el precio influencian a la cantidad demandada. En ciertas circunstancias, la demanda permanece inelástica, a pesar de los precios altos. Esto es cierto para algunos medicamentoso disponibles para tratar ciertas condiciones, donde no hay substituto. La demanda se mantiene constante sin importar los altos precios.

También es cierto en el consumo de combustible, donde existen pocos substitutos. En 2006 cuando los precios de la gasolina se dispararon, la demanda por gasolina solo se vio ligeramente afectada. Algunas personas tuvieron que usar menos combustible en sus automóviles o comprar autos híbridos, pero la oferta de ellos era baja. Dado que existían pocas alternativas, la gente continua comprando gasolina, por lo que la demanda se consideró inelástica. El precio no altero significativamente a la demanda. Otras cosas, como el agua, a menudo son altamente inelásticas porque no tienen substitutos que los consumidores puedan elegir.

La elasticidad precio de la demanda también explica que el precio se vuelve más elástico cuando los altos precios pueden hacer que los consumidores elijan comprar otra cosa que sea más barata. Cuando un bien o un servicio tiene numerosos sustitutos, los precios son más elásticos y cambiaran la demanda. De hecho, la disponibilidad de sustitutos es a menudo un mejor predictor de la elasticidad precio que de la demanda.

La cantidad de competencia, numerosas empresas ofreciendo los mismos productos, también pueden afectar la elasticidad precio de la demanda. Generalmente, la competencia en el mercado mantiene los precios bajos y más flexibles. Los equivalentes genéricos de ciertos productos han disminuido la demanda de productos de marca, por lo tanto han hecho que su precio disminuya.

En economía, las formulas complejas muestran que la elasticidad precio de la demanda puede ser rentable o perjudicial para el vendedor. Estas fórmulas describen cuan bien o mal funciona la elasticidad precio de la demanda. Ejemplos de buenas elasticidades precio para el vendedor incluye el precio inelástico. En este ejemplo, una pequeña disminución de la demanda se compensa con precios más altos. Una elasticidad precio unitaria que aumenta la demanda también puede ser rentable para la compañía. Por otro lado, una mala elasticidad ocurre cuando la cantidad demandada aumenta pero no alcanza a cubrir el precio de descuento, ocasionando una caída en las utilidades de la empresa.

Un precio perfectamente inelástico es igual de prejudicial. El aumento del precio de los bienes elimina la demanda completamente. La disposición más rentable de los precios es cuando la demanda es perfectamente inelástica, como en el caso de las medicinas y los combustibles mencionados anteriormente. A pesar del alza del precio, la demanda no disminuye, resultando en grandes beneficios para la empresa.

Deja un comentario

Los comentarios deben esperar a ser aprobados antes de ser publicados. Espera antes de volver a comentar.